New Orleans Pelicans

Zion Williamson, otro partidazo con registro histórico y una creciente versión como creador y pasador que empieza a asustar

Zion Williamson no tardó mucho en reponerse del flojo encuentro ante Brooklyn Nets, cuando su racha de 25 partidos seguidos anotando al menos 20 puntos con 50% de acierto llegó a su fin (16 tantos, 4-12 campo). Y lo mejor es que quien pagó los platos rotos fue Philadelphia 76ers, otro de los equipos top de la Conferencia Este y con una de las mejores defensas de la competición, lo que potencia otra producción estelar y con tintes históricos para la joven estrella de New Orleans Pelicans.

Más | Brooklyn Nets vs. Los Angeles Lakers: tres historias a seguir de un duelo de candidatos

El ex Duke condujo a los de Stan Van Gundy a la victoria por 101-94 con una tarea sensacional: 37 puntos (15-27 dobles, 7-11 libres), 15 rebotes, 8 asistencias y apenas dos pérdidas en 35 minutos. Una línea estadística que, como viene siendo habitual, se mete en los libros de la liga: es que Williamson se transformó en el jugador más joven de la historia con al menos 35 tantos, 15 tableros y 8 pases gol, lográndolo a los 20 años y 277 días. ¿El más cercano a él? Luka Doncic, quien lo hizo el 17 de enero pasado con 21 años y 324 días.

Los 15 tableros son su nueva mejor marca para un partido, mientras que las 8 asistencias también son su cifra top, igualando la producción del 16 de marzo pasado contra Portland Trail Blazers. Y esa cuestión pasadora es, probablemente, lo más destacado de la noche, porque sirve para reforzar un concepto que crece y crece: "Point-Zion" está en camino y cada día toma más fuerza.

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí.7 días de prueba sin cargoPartidos en vivo y on demandLa oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Sí, Van Gundy ha ido dándole más balón a Williamson para crear ofensivas, no sólo para él sino para el resto del equipo. Y el abanico de recursos del ex Duke, rico técnicamente para el drible, con inteligencia, visión y buen pase, lo transforma en un completo peligro. Es decir, ¿cómo hacen las defensas para contener a esa potencia física indomable cuando va camino hacia el aro si, al mismo tiempo, es una amenaza para encontrar a compañeros que estarán totalmente abiertos por la gravedad que genera Zion? Todo un desafío.

"Ha tenido el balón en sus manos todo el tiempo, y tiene la habilidad para hacer jugadas y todo lo que sabemos", definió Van Gundy. "Queremos que tome más experiencia con esto de ahora en más porque creo que ahí está su futuro en este juego", agregó el entrenador. El jugador lo siente sin mayores problemas: "Juego a esto desde que tengo 4 años. A esta altura se siente natural para mí. Estoy aprendiendo todavía, pero algunas cosas se sienten naturales".

O sea, imaginen a un jugador como Zion que puede jugar un pick and roll y hacer esto...

O esto...

¿Una clave para que New Orleans pueda desbloquear aún más el potencial de Zion como conductor? La capacidad de triple de los que lo rodean. Williamson puede crear una ventaja casi sin pestañar cuando decide penetrar, porque las defensas se cerrarán por completo para evitar su acceso hacia el aro. Es decir que cuando descargue encontrará a un compañero abierto, y éstos deberían ser capaces de castigar. Ante los 76ers, cuatro de sus ocho asistencias fueron para triples.

Dos de esas asistencias fueron para Ingram, el jugador al que más asiste en este curso (26 veces). Claro que el ex Lakers debe afinar la puntería a distancia tras pases de Zion: apenas un 28,6% de acierto (12-42). Su mejor socio hasta acá parece ser Lonzo Ball, quien conecta un 38,5% en triples cuando recibe una descarga de Williamson (20-52). El problema es que está arrastrando varios problemas físicos en la cadera que lo han limitado en las últimas semanas.

Ahora bien, también es importante la lectura y entendimiento de la jugada. Dos ejemplos ante los Sixers: un pase de lado a lado para un Hayes que salió despedido en transición, y otra conexión con el pivote después de un lindo pase para su muy buen corte.

En sus primeros 15 partidos de la temporada, Williamson promedió 1,9 asistencias por encuentro. ¿En los siguientes 32? El registro subió a 4,5. Sí, no sólo se trata de potencia y explosión para detonar el aro como una bestia. Zion es muy bueno en otras áreas del juego, y la creación y el pase están en tendencia hacia arriba, lo que debería empezar a asustar a las defensas. Mientras tanto, su crecimiento como jugador (recordemos, aún no llegó a los 21 años) mantiene viva la ilusión de los Pelicans, que con marca de 23-29 están a sólo un juego de los Warriors (24-28) pensando en el 10° y último lugar para el Play-in en el Oeste.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

#KawhiPG
Los Clippers lograron reaccionar ante Utah
Agustín Aboy
Chris Paul Donovan Mitchell Kevin Durant
¿Cambio de era en la NBA? ¿Nuevos finalistas?
Agustín Aboy
Danny Green
Danny Green, baja al menos 2 semanas en Philly
Leandro Fernández
Michael Malone
Números que hablan: la sequía ofensiva de Denver
Leandro Fernández
Deandre Ayton
Ayton y una serie consagratoria que eleva a Phoenix
Leandro Fernández
Nikola Jokic
Jokic: noche especial e histórica pero sin premio
Leandro Fernández
Más noticias