Chicago Bulls

Zach LaVine y su rol olímpico: ¿La mejor opción para Chicago Bulls?

Sabemos que cada vez que se arma un plantel con una constelación de estrellas NBA, sea en un seleccionado nacional o en un All-Star Game, encontramos a jugadores habituados a tener un rol protagónico corridos a funciones mucho más complementarias y específicas. Tal fue el caso de Zach LaVine en el Team USA que ganó el oro en Tokio, pasando de ese creador absoluto que veíamos en los Chicago Bulls, a un escolta mucho más centrado en el tiro exterior, las salidas rápidas en contragolpe y el aporte defensivo (una grata sorpresa).

Con otras opciones superiores en la media-cancha, rara vez vimos a LaVine generar juego con el balón. De hecho, que haya terminado con 22 triples intentados contra solo 13 dobles y apenas 7 tiros libres en seis partidos, marca a las claras cual fue su función en ataque para los de Pop.

Más | Juegos Olímpicos Tokio 2020: el MVP, quinteto ideal y los premios del torneo

La diferencia con el LaVine de la 2020-2021 fue notable. Y es que en ese caso hablamos de un jugador que jugó constantemente con el balón en su poder, con casi un 54% de sus posesiones llegando vía pick and roll o aclarados y reteniendo la bola durante 5,4 minutos por partido. Una de las marcas más elevadas de la liga para los no bases.

Ahora bien, ese rol de creador primario le trajo excelentes resultados a LaVine en lo personal, gracias a lo eficiente que fue como anotador en esas acciones: terminó en el percentil 82 (0 es la peor marca, 100 la mejor) convirtiendo desde el pick and roll y en el percentil 92 sumando desde los aclarados. Volumen altísimo de posesiones y eficacia élite... una combinación perfecta que lo llevó a promediar 27,4 puntos con un 51% de campo y un 42% en triples.

Pero claro, el problema es que no todo en una ofensiva se puede limitar a la tarea anotadora de un jugador. Y mientras ese juego le dio a LaVine la chance de disputar su primer All-Star, estuvo lejos de ser la mejor opción en lo colectivo: no solo porque Chicago haya terminado con marca de 31-41, sino porque ni siquiera terminaron siendo una ofensiva eficiente (rankeados 19°). LaVine tiene una capacidad de desequilibrio individual innegable. Pero a la hora de comandar un ataque ganador y generar juego para sus compañeros, el ex Minnesota no da la talla.

La buena noticia para Chicago es que en el mercado ha sumado a un jugador tan desequilibrante con el balón como LaVine, pero que a la vez le ha agregado a su juego una capacidad de pase completamente superadora. Hablamos obviamente de DeMar DeRozan.

¿LaVine terminó en el percentil 92 en aclarados? DeRozan en el 96. ¿LaVine en el 82 en pick and roll? DeRozan en el 84. Todo en una temporada en la que además dio un salto notable en términos de distribución, promediando 6,9 asistencias por encuentro contra solo 2 pérdidas. Una de las mejores relaciones de toda la lista en ese aspecto. Y si bien es cierto que a la ofensiva de San Antonio le fue incluso peor que a la de Chicago (21°), esto se debió principalmente a la total falta de tiradores que presentaron los Spurs (30° en triples convertidos, 30° en intentos y 24° en porcentaje) para complementar ese juego de distribución de DeRozan.

La sensación es que en unos Bulls que tendrán a tres excelentes tripleros a pie firme como LaVine, Lonzo Ball (muy mejorado en ese aspecto) y Nikola Vucevic, darle la bola a DeRozan para que genere puntos propios y ajenos sería la mejor decisión. Al menos en comparación con volver a usar a LaVine como conductor de la ofensiva y marginar al ex Spurs a un rol secundario para el que está muchísimo menos apto (empezando por su falta de tiro exterior).

Pedirle ese paso al costado a un jugador de 26 años que llegó al All-Star gracias a ese estilo de juego no luce como algo sencillo. Pero si fue capaz de hacerlo en la selección, con muy buenos resultados, ¿por qué no pensar que veremos algo similar en Chicago? Si eso ocurre, de repente los Bulls podrían pasar de ser un show de una sola persona, a uno de los ataques más completos y peligrosos de toda la competencia. ¿La defensa? Será tema de discusión para otro día...

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Luca Vildoza
Vildoza, complicado rumbo a la pretemporada en NY
Leandro Fernández
Lisa Byington
Lisa Byington, nueva narradora de los Bucks
Sergio Rabinal
carmelo anthony
Melo y su objetivo de anillo en los Lakers
Sergio Rabinal
Capitanes, NBA G League
Capitanes ya conoce su calendario para la G League
Leandro Fernández
Jordan Magic
¿Qué jugadores están asegurados en el Top 75?
Juan Estevez
Pelicans Grizzlies Spurs
5 equipos a seguir pensando en el futuro
Agustín Aboy
Más noticias