Portland Trail Blazers

El gran problema a resolver por Portland Trail Blazers rumbo a Playoffs: la defensa

Los Portland Trail Blazers son uno de los equipos más divertidos de ver de toda la NBA. Sus dos estrellas, Damian Lillard y CJ McCollum, aseguran un nivel competitivo inigualable, donde el triple tiene una importancia capital en el juego y el rango de tiro se aumenta hasta límites desconocidos. Junto a esto, un grupo de secundarios sólidos y con capacidad para dar el paso necesario a la hora de la verdad si es preciso. El proyecto de Oregon lleva años manteniéndose entre la élite del Oeste, llegando incluso a Finales de Conferencia en 2019, sin embargo, hay un problema endémico en el equipo y que pese a que las temporadas se sucedan no parece haber solución.

La defensa es la gran asignatura pendiente de los Blazers, algo que lleva tiempo siendo evidente, pero que a lo largo de las últimas semanas ha adquirido un caracter capital para los de Terry Stotts. Durante el receso del All-Star el staff técnico del equipo puso como objetivo al grupo acabar entre los 10 primeros clasificados en eficiencia defensiva de la liga. "Es un reto realista para nosotros", expresó el head coach de Portland. Algo que, en cierto modo, era plausible ya que en plantilla estaba Robert Covington, All Defensive en 2018.

Pese a las expectativas y objetivos, los Blazers están fallando estrepitosamente en ese sentido. Desde que se reinició la competición son la peor defensa de toda la NBA, permitiendo 120,6 puntos por 100 posesiones a sus rivales, estando al mismo nivel que Minnesota Timberwolves u Oklahoma City Thunder, que cierran la clasificación final por abajo.

Curiosamente, este frío dato no ha tenido como consecuencia una racha negativa o una serie de derrotas que les hayan hecho perder posiciones, todo lo contrario. Desde el receso han firmado un balance de 7-4, siendo el quinto clasificado en ese sentido del Oeste.

Todo parte de una disociación preocupante ya que cuentan con un ataque brillante, que promedia 115,6 puntos por noche, pero que en el costado opuesto no les alcanza para frenar a sus oponentes. El alto volumen de lanzamientos que profesan acaba por ser contagioso para sus rivales, que se benefician de ello, y eso en una liga que cada vez se fundamenta más en la lógica acierto-error, está dejando en evidencia a los Blazers.

Los de Terry Stotts son el equipo que mayor porcentaje de acierto en triples concede a sus rivales desde el receso, permitiéndoles anotar el 40,8% de ellos. No obstante, apenas son el 16º que por volumen más permite (33,6 por partido). Esto guarda relación con las rotaciones defensivas que pueden estar llevando a cabo. Algo que podría partir del punto inicial, la primera ventaja que generan sus rivales, razón por la cual, en defensa, los Blazers estarían constantemente en desventaja, respondiendo a las propuestas del otro conjunto sin conseguir imponer su estilo.

Un ejemplo de esto se ve a través del porcentaje de acierto rival en acciones de tiro tempranas, sucedidas en los primeros 6 segundos de posesión, donde Portland permite el 56,7% de acierto a sus rivales (5º más alto) y en los 10 primeros segundos esto se va al 51,3% (3º más alto), siendo estos los mometos más comunes donde sus oponentes lanzan.

El hecho de no poder contar con un interior capaz de salir a defender situaciones lejos del perímetro y que la estrategia con respecto al bloqueo directo sea hundirse y contener genera un clima de complacencia y comodidad al oponente.

Esta situación lo refleja muy bien:

Para cubrir sus carencias interiores los Blazers comprometen la defensa exterior, haciendo que los manejadores del otro equipo puedan disfrutar ventajas en secuencias de tiro a pies quietos o en extra-pass. Hay una primera ayuda muy presente de la cual depende todo el sistema defensivo y el problema viene de que no existe un segundo esfuerzo con el que responder.

Como consecuencia de ello son el 3º equipo que menos tiros punteados o contestados realiza (47,5) porque no están en disposición de llegar a esos espacios. Así, el rival dispone de un 47% de acierto en tiros liberados que representan el 31% de sus defensas y el 47,3% en lanzamientos sin ningún defensor cerca, siendo este el 20%. En otras palabras, de los ataques de aquellos que jueguen contra Portland dispondrán de un 50% de posesiones en las que saquen un lanzamiento liberado y de alta eficacia.

Todo esto contrasta con el excelente nivel que han conseguido tener en el clutch donde se han convertido en la 3ª mejor defensa desde el parón con un balance de 7 victorias y 2 derrotas, dejando a sus rivales en 77,6 de ratio defensivo.

Si Portland aspira a tener una larga carrera en los Playoffs deben empezar a enmendar sus problemas defensivos, tratando de buscar soluciones con las armas de las que disponen y no tratar de mantenerse gracias a su ataque, porque en la postemporada un error y un gran parcial pueden echar a perder todo.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Laphonso Ellis
Denver y un antecedente del que aferrarse
Juan Estevez
#Mitchell
Mitchell, sobre su lesión: "Jugaré el siguiente partido"
Nacho Losilla
kawhi leonard
🎥 Kawhi y el aprendizaje defensivo de Clippers
Nacho Losilla
giannis antetokounmpo blake griffin
Tres claves del Partido 4 entre Nets y Bucks
Nacho Losilla
Kawhi Leonard Paul George
Paul George: "Despertaron un fuego dentro nuestro"
Agustín Aboy
#KawhiPG
Los Clippers lograron reaccionar ante Utah
Agustín Aboy
Más noticias