NBA Finals 2021

Finales NBA 2021: 10 observaciones de una nueva victoria de Phoenix Suns para el 2-0 ante Milwaukee Bucks

No hay muchas vueltas en este inicio de las Finales 2021: Phoenix Suns está demostrando ser (al menos por ahora) bastante más que Milwaukee Bucks, no sólo desde el punto de vista individual de sus intérpretes, sino sobre todo por su rendimiento colectivo, en un punto de consistencia y regularidad altísimo que le permite dominar. El Juego 2, más allá de algunas diferencias en las formas, volvió a ser todo de los de Arizona, que ganaron por 118-108 para tomar una ventaja de 2-0 que los pone un paso más cerca de su primer anillo.

Más | Phoenix Suns brilló de la mano de Devin Booker y apagó a Giannis Antetokounmpo y sus Milwaukee Bucks

Vamos con 10 observaciones del segundo encuentro de la eliminatoria, que continuará el domingo en Wisconsin.

Los complementos de los Suns, en otro nivel. Ni Chris Paul, ni Devin Booker ni Deandre Ayton. El máximo anotador de los Suns en la primera mitad fue... Mikal Bridges. No es tan sorpresivo, está claro, ya que el joven alero de Phoenix está en un nivel superlativo (ya llegaremos ahí). Pero sí es una buena manera de graficar la construcción de este conjunto de Arizona, en la cual hay varios jugadores por fuera de las estrellas con la capacidad para destacarse también en la anotación, un gran contraste con un rival que no parece tener vías confiables más allá de sus tres estrellas (que incluso muestran cierta inconsistencia).

De hecho, en esa primera mitad donde el local tuvo a cuatro jugadores por encima de los 8 puntos (entre ellos Bridges y Crowder), los Bucks contaron con un combinado de 11 tantos y 5-24 de campo (0-5 triples) entre Middleton y Holiday. Sustancial diferencia.

Mikal Bridges, mucho más que un obrero. Vaya inicio de Finales para el ex Villanova. Venía de 14 tantos en el Juego 1, y en este J2 brilló por completo. No sólo por su habitual aporte defensivo, sino porque en ataque mostró su mejor repertorio: implacable para recibir y tirar desde el triple, con confianza para crear también desde el drible acercándose hasta el canasto, impecable para ocupar espacios y castigar... Todo simple y excelente.

Cerró con 27 puntos (8-15 campo, 3-9 triples, 8-8 libres), 7 rebotes y una asistencia en 38 minutos. Noche consagratoria.

Devin Booker, en modo matador. Sí, los complementos sostienen muchas veces la estructura, pero las estrellas son las que marcan la verdadera diferencia. Eso hizo Devin Booker esta noche: máximo anotador de los suyos con 31 puntos, con 12-25 campo y un genial 7-12 en triples, además de 5 rebotes y 6 asistencias. Pero claro, lo mejor es la dificultad de sus anotaciones y los momentos. En cada oportunidad en que los Bucks se acercaron en la remontada, Book apareció con un lanzamiento que entraba más allá de ser contestado. Mentalidad asesina de alguien que está buscando escribir su historia, al igual que Chris Paul (23+8 asistencias).

Giannis, un cuarto histórico y un esfuerzo total. Nadie podrá cuestionar la entrega de Antetokounmpo en estas Finales. Su tercer cuarto fue una prueba bien clara. El griego cargó en soledad de su equipo. Agresivo, con determinación y potencia para llegar hasta el aro, cargando el rebote, llenando de faltas a los rivales. Fue una fuerza dominante e imperable, que sumó 20 puntos (5-6 campo, 9-14 libres), 4 rebotes y 2 asistencias en ese parcial. ¿El problema? La falta de compañía: el resto de sus compañeros se combinaron para 13 tantos (5-13 campo). Así, el 33-32 a favor de Milwaukee tuvo sabor a poco.

Ah, un detalle: según ESPN Stats & Info, nadie anotó tantos puntos en un cuarto de Finales desde los 22 de Michael Jordan en 1993, también ante los Suns.

Terminó con 42 puntos (15-22 campo, 1-5 triples, 11-18 libres), 12 rebotes, 4 asistencias, un robo y 3 tapones en 40 minutos de un sacrificio descomunal. Pero sin ayuda será muy complicado ante estos Suns.

Khris Middleton, decepcionante. Parte de la falta de ayuda de Giannis (una buena parte) es responsabilidad de Middleton, quien desapareció por completo: apenas 11 puntos, con 5-16 de campo y 1-6 triples. Colaboró con 6 rebotes y 8 asistencias, pero parece imposible que los Bucks puedan tener chance de éxito si su segunda estrella tiene una noche para el olvido en su anotación. Es cierto que Jrue Holiday mejoró un poco tras su flojo Juego 1, finalizando con 17 unidades, pero volvió a fallar demasiado (7-21). Sin contar a Antetokounmpo, los jugadores de Milwaukee finalizaron con 27-71 de campo, un pobre 38%. La defensa de los Suns se lleva su crédito, claro, pero los de Bud deben levantar.

El ajuste en la defensa del pick and roll. Tanto se analizó como un factor diferencial (para mal) en el Juego 1... Los Bucks apostaron en ese inicio a cambiar en todas las pantallas de manera automática, lo que generó un destrozo de parte de los Suns cuando quedó emparejado el interior de turno (sobre todo Lopez) contra Chris Paul y Devin Booker. Budenholzer no repitió: desde el comienzo del Juego 2, los cambios quedaron sin efecto cuando entraba Lopez en acciones de pick and roll (se mantenían cuando, por ejemplo, estaba Giannis), y el que estaba con el portador del balón desafiaba la cortina. Además, Holiday y Tucker alternaron para presionar a CP3.

Los Bucks hicieron un muy buen trabajo en ese sentido. Pero...

El triple, factor diferencial. Pero dejaron más liberado el triple al cerrarse mejor en la media distancia y la pintura. Y fueron lanzamientos muy buenos para Phoenix, equipo que mueve el balón como pocos en esta competición. La efectividad de los tiradores hizo el resto: 8-14 en triples en el primer cuarto para sostener el mejor comienzo de Milwaukee, y 11-24 en la primera mitad para esa ventaja de 56-45 ante un rival que, como en casi todos los Playoffs, volvió a penar (4-16 en ese primer tiempo).

Phoenix cerró con un letal 20-40 desde la larga distancia. ¿Milwaukee? 9-31 (29%). Ahí también estuvo parte de la diferencia.

Deandre Ayton, en los grandes detalles. El pivote no venía teniendo un juego de impacto como en el primer encuentro y Monty Williams lo notó. Tanto que en un tiempo muerto le dio un discurso de motivación sensacional, en donde le dijo que se mostraba caído porque él mismo se había puesto una expectativa de alto nivel que ya había alcanzado, y que debía salir a dominar y demostrar ese nivel. Dicho y hecho...

Ayton tuvo una secuencia clave que define su rol como obrero en el último cuarto: rebote ofensivo, asistencia para un triple de Chris Paul y tapón en la siguiente acción ante Middleton. Así apagó el último intento de remontada de los Bucks. Cerró con 10 puntos (4-10 campo), 11 rebotes, 4 asistencias, 3 robos y 2 tapones en 42 minutos. Siempre importante.

Milwaukee, fallando cerca del aro. Los Bucks entraron el partido de esta noche como el mejor equipo de los Playoffs en la zona restringida (69,1%). En el Juego 1 no estuvieron tan finos (61,9%). Y en este Juego 2 bajaron un poco más, hasta un 60%, pero con un detalle: apenas 12-25 (48%) entre los jugadores no llamados Giannis, incluido un 5-13 entre Holiday y Middleton.

Torrey Craig, otra baja. Phoenix ya había perdido a Dario Saric en el Juego 1, y ahora suma otra preocupación: en el cierre del tercer cuarto, Craig recibió una dura carga de Giannis en una penetración que terminó con el alero tendido en el piso, con muestras de dolor y la necesidad de ayuda para volver al vestuario. El diagnóstico inicial es una contusión en la rodilla derecha. Habrá que ver cómo evoluciona, pero su baja resentiría aún más una rotación que empieza a quedar corta.

Bonus track: Esta secuencia del ataque de los Suns fue, simplemente, una maravilla.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Live
¡En vivo: Lakers busca recuperarse ante Memphis!
Juan Estevez
Seth Curry
Seth se vistió de Steph en el triunfo de los 76ers
Juan Estevez
miles bridges
Charlotte supera a Nets en la segunda parte
Nacho Losilla
Justin Reyes Matt Mooney
Reyes y Mooney, fichajes de experiencia para Capitanes
Agustín Aboy
Wilt Chamberlain
62° aniversario del debut récord de Chamberlain
Agustín Aboy
Tyler Herro
Un Miami desorganizado sin Lowry
Agustín Aboy
Más noticias