);
Miami Heat

Miami Heat retiró la camiseta de Dwyane Wade con una ceremonia muy emotiva y venció a Cleveland Cavaliers

La noche del 22 de febrero de 2020 no será una más en la historia de Miami Heat.

No por el partido disputado frente a Cleveland Cavaliers, simplemente uno más de los 82 de la temporada regular, en el que ganaron por 124-105, sino porque será recordado como el día en el que el dorsal número 3 de la franquicia del sur de Florida pasó a vigilar todo desde el techo del American Airlines Arena. Se retiró el número 3 de Dwyane Wade, el máximo ícono en la historia de Miami Heat, figura en los tres campeonatos que hasta ahora logró Miami (2006, 2012 y 2013).

MÁS | Todos los números de camiseta retirados en la historia de la NBA

En una celebración de tres días (ayer se realizó una larga ceremonia en el estadio, abierta al público, y mañana se proyectará un documental sobre la vida del escolta nacido en Chicago), la jornada más esperada era la de este sábado, la que tendría al número #3 descansando al lado del #1 de Chris Bosh, el #10 de Tim Hardaway, el #23 de Michael Jordan, el #32 de Shaquille O'Neal y el #33 de Alonzo Mourning.

La primera gran ovación al ídolo llegó al terminar el primer cuarto del choque entre Heat y Cavaliers, cuando por los altoparlantes sonó "Enter Sandman" de Metallica y Wade se abrió paso desde los vestuarios hasta un asiento de la primera fila, para presenciar el segundo período sentado al lado de su esposa, Gabrielle Union. Rápidamente Tristan Thompson, quién compartió equipo con D-Wade durante los pocos meses que "Flash" pasó en Cleveland, se acercó a saludar a la leyenda.

MÁS | Recordamos los momentos más icónicos de la carrera de Dwyane Wade

En un tiempo muerto del segundo cuarto, se proyectó un video en el que sus grandes amigos del "Banana Boat" Carmelo Anthony y Chris Paul le enviaron sus saludos a "Flash" y hasta CP3 bromeó con no poder utilizar ese dorsal en caso de ir a jugar a Miami.

Luego Wade se acercó al centro de la cancha y recibió una plaqueta de parte del alcalde de Miami Francis Suárez, que declaró al 22 de febrero de 2020 como el "Día de Dwyane Wade" en el condado de Miami-Dade. Además, el ex jugador recibió las llaves de la ciudad.

También hubo tiempo para un video con mensajes de la familia, incluyendo a su padre, su esposa, sus hijos y uno de sus sobrinos.

Su hijo Zaire, que juega al básquetbol a nivel de escuela secundaria, dijo que lleva con orgullo el apellido Wade en su espalda, mientras que su hija Zaya afirmó que será fabuloso ver el nombre de su padre entre el de las leyendas que siempre observaba al ir al estadio.

Un blooper tuvo su lugar: a Andre Iguodala, que está haciendo su debut como local con la camiseta de Miami Heat, se le escapó una pelota que fue a parar directamente hacia donde estaban Wade y Union, golpeando un vaso y manchando a ambos.

En el entretiempo finalmente fue momento de la ceremonia. El estadio se puso en oscuras por unos instantes y rápidamente se pudo ver una mesa, decorada con fotos de Wade, en el centro del campo y con los tres trofeos de la NBA ganados por Miami Heat descansando sobre ella.

El encargado de comenzar fue Pat Riley, el presidente de operaciones de la franquicia. "Dwyane Wade quería ser único, quería separarse de la manada. Lo hizo y lo que hizo más que nada en esta ciudad y para esta franquicia, dejando huellas para inspirar a los demás", afirmó Riley.

Al terminar su corto discurso, llamó a Gabrielle, la esposa de Wade, y a Zaire, uno de sus hijos, y les pidió que jalen de una cuerda. De esa forma viajó hacia el techo un banner gigante con el número 3 y el apellido Wade, mientras Dwyane lagrimeaba por la emoción y se escuchaban gritos de "MVP".

Con el banner ya en su lugar, Wade tomó el micrófono y dijo que iba a comenzar a contar una historia.

"Esta historia empezó en marzo de 2003, en Minneapolis. Había un entrenador muy viejo (Pat Riley) listo para ver a su alma máter, Kentucky, jugar contra Marquette. Kentucky era un gran equipo, con una racha de 26 victorias consecutivas, por lo que este coach esperaba que ganen los Wildcats. Pero los vio ser destrozados por un jugador desconocido de una escuela desconocida, que terminó con 29 puntos, 11 rebotes, 11 asistencias y 4 tapones, logrando el cuarto triple-doble en la historia del básquetbol universitario hasta ese momento. Ahora, esta parte la voy a inventar, pero creo que en ese momento ese entrenador dijo "demonios, necesitamos a ese jugador". Tres meses mas adelante, en el Draft de la NBA realizado en el mes de junio, el comisionado David Stern anunció que, con la quinta eleccion, Miami Heat seleccionaba a Dwyane Wade."

"Al ser drafteado, recuerdo estar preparado para mi primera entrevista y escuche muchas ovaciones, al terminar también, incluso mas fuertes. En ese momento senti el amor (de los fanáticos). Sabia que estaban transmitiendo eso en las pantallas de este estadio y ese fue el primer momento en el que compartí su aprecio y amor, que nunca me dejaron. La palabra para expresar lo que siento por todo eso es gratitud."

Tras contar eso, Wade pasó a dedicarle unas palabras a las personas más importantes de su carrera deportiva y su vida.

"Papá (Dwyane Wade Sr.), me enseñaste los fundamentos del básquet, pero no sólamente sobre el juego del básquetbol, sino del juego de la vida: la disciplina, la paciencia. Tambien estoy agradecido con mis entrenadores de la escuela secundaria, que me demandaron ser un líder y aprender a liderar. Me enseñaron la importancia del éxito de equipo, que el éxito individual solo llega cuando hay éxito grupal. La importancia de ser puntual, del sacrificio, de ser profesional."

"Mi entrenador de Marquette, Tom Crean, me cambió la vida. Me ofreció una beca sabiendo que posiblemente yo no podría jugar en un principio por motivos académicos, lo que terminó sucediendo. Supervisó mi crecimiento escolar. En mi segundo año yo estaba por ser padre, mi mama volvia a la cárcel y el Coach Crean fue más que un director técnico, fue mi guía en la vida. Me ayudo a descubrir algo en la vida, me desafió, me mostró que yo podía."

"Stan Van Gundy fue increíble conmigo. Gracias Stan por confiar en mí, por ayudarme a ser esto. Me dijo que iba a jugar de base cuando yo nunca había jugado en esa posición. Una noche en Seattle (noveno partido de Wade en la NBA) le dije que me sentía atado, que quería jugar más libre. Fue mi oportunidad de mostrarle a toda la organización cuán bueno podía ser y nunca más mire hacia atrás después de eso."

"Pat Riley. Su increíble pasion e inteligencia sobre juego ayudó a esta organización a llegar a la grandeza. Nos enseñó lo que es la responsabilidad. La filosofia de ser los que trabajan más duro, los más preparados, los menos egoístas, los más duros, los más sucios de la NBA. Ese es el mantra por el que viví durante 16 años y que seguiré llevando en la segunda parte de mi vida."

"Erik Spoelstra era un entrenador de desarrollo en mi primera temporada. Al principio tuvimos idas y vueltas en nuestra relación, pero crecimos en la adversidad. Cuando me fui a Chicago nuestra relación personal creció, siendo amigos. Dos hombres con mucho respeto por el otro. Hablabámos de la vida, de la familia. Volvimos a la confianza. Spo creó una diferencia en mi, me ayudó a encontrar un balance."

"Le agradezco a todos los compañeros que tuve. A Caron Butler, que me enseñó a tratar a todos con respeto, porque la gente que está en las sombras también importa. Lamar Odom me enseñó a entender que el deporte en un instante te lleva de lo mas alto de lo alto a lo más bajo de todo. Alonzo Mourning me enseñó el significado de la preparación, que cada momento era un momento para ser mejor, sea una práctica, un calentamiento, siempre con la misma intensidad y concentración."

"Cuando Shaquille O'Neal llegó a Miami y prometió un campeonato, lo escuché y le creí. Su predicción aceleró mi crecimiento y me llevó a otro nivel. Él me dio la confianza para ser el jugador y persona que fui y soy. Chris Bosh, de lo mejor que tiene para ofrecer el mundo como jugador y como persona. Como rival daba miedo, como compañero, tu grandeza hizo posible a nuestra grandeza."

"LeBron James. Su grandeza me hizo querer ser más grande. Nos hicimos amigos muy rapidamente en nuestras carreras, nos veíamos como hermanos. Cuando nos enfrentábamos, era una batalla. Supe que no habría diferencias como compañeros. Nos desafiábamos constantemente para ser mas grandes, para el equipo y para nosotros mismos."

"Udonis Haslem, desde el primer momento en el que nos vimos me trataste como familia. No estaría acá siendo un tricampeon sin tí. Tendría muchísimo menos dinero en el banco sin tí. No elegimos a nuestras familias, pero yo te elegí a vos, gracias por ser mi hermano, te amo."

"Team Wade, gracias por creer en mi, por su sacrificio, su compromiso, por hacer todo posible sin importar lo que sea. A mis representantes, gracias por cuidarme como su hijo, por siempre darme la verdad, por mostrame que mi visión no era imposible, por el amor."

"Mi mamá. Jolinda Wade es mi héroe. Mamá, siempre me mostraste, me dijiste, que a pesar de los tiempos más oscuros en los que sentis que la vida te abandonó, con esperanza, determinacion y perseveracia se puede atravesar cualquier obstáculo que aparezca."

"Mi hermana Tragil, gracias por asegurarte de que un joven chico tenga una chance de cumplir sus sueños. por ponerme en el ambiente indicado. Al resto de mis hermanos, gracias por su amor y protección."

"Mis hijos Zaire, Zaya, Xavier y Kaavia, gracias por enseñarme que la vida es más grande que mi persona. Mi mayor responsabilidad es ser un padre y también es lo que más felicidad me da, por el orgullo de que me digan papá."

Mi esposa Gabrielle, gracias por venir a mi vida y mostrarme que puede ser distinta. Con vos aprendi que la vida es lo que uno construye. Gracias por las experiencias compartidas, por marcarme el camino, por despertarme no sólo en el básquetbol, sino en la vida. Gracias por amarme, por sacarme de mi zona de confort. Gracias mi amor por demostrarme que te merezco."

"Finalmente, también expreso mi gratitud a la familia Arison."

"En fin, en las palabras de uno de los mas grandes de la historia, mi amigo Kobe Bryant. Kobe dijo que lo mas importante es tratar de inspirar a otros para que sean grandes en lo que elijan. Espero haber inspirado a todos ustedes. Gracias por hacerme parte de su legado, ustedes son gran parte del mío. Que Dios los bendiga a todos Heat Nation, los amo."

También hubo un partido y Miami dio clase

Más allá de que la celebración de la carrera de Dwyane Wade se llevó todos los flashes, también hubo un partido oficial disputado en el American Airlines Arena. Y Miami Heat desplegó una exhibición, más que nada en la primera mitad del partido. El equipo local ganó por 124-105, teniendo una ventaja de 82-52 tras los primeros 24 minutos de juego.

Los de Florida lograron varios récords en el primer tiempo: no sólo fue la mitad de un partido con mayor cantidad de puntos en los 32 años de historia de la franquicia, sino que su 77% de acierto en tiros de campo del primer tiempo también marcó una plusmarca.

La capacidad goleadora decayó mucho después del entretiempo, pero los de Erik Spoelstra no vivieron sobresaltos. La figura del partido fue el novato Kendrick Nunn, autor de 24 puntos y 8 asistencias con 7-12 en tiros de campo.

Además, Duncan Robinson (19), Kelly Olynyk (17), Goran Dragic (16), Bam Adebayo (15), Jae Crowder (13) y Derrick Jones Jr. (13) también sumaron en doble dígito. Jimmy Butler no jugó por problemas personales (tampoco lo hicieron Tyler Herro y Meyers Leonard, lesionados) y fue el debut de Crowder, Andre Iguodala y Solomon Hill como locales en el estadio de Miami.

Por el lado de Cleveland, el turco Cedi Osman fue el jugador más destacado, con 19 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias, mientras que Collin Sexton finalizó con 16 tantos y 9 asistencias. No jugó Kevin Love por una lesión.

Sigue toda la NBA en VIVO con el NBA League Pass

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Jim Boylen
Bulls, sin decisión sobre el futuro de Boylen
Carlos Herrera Luyando
Stephen Curry y Juan Toscano
Toscano y Curry: "Cubre mi espalda y yo la de él"
Carlos Herrera Luyando
Nikola Jokic y Jamal Murray
Denver: ¿Puede dar la sorpresa en el Oeste?
Carlos Herrera Luyando
Kevin Durant
Durant no volverá en este curso: "Lo mejor es esperar"
Leandro Fernández
shayok, waters
5 jugadores de la G-League a tener en cuenta
Sergio Rabinal
Michael Jordan
MJ: "Debemos ser mejores como sociedad en lo racial"
Leandro Fernández
Más noticias