);
Los Angeles Clippers

Las estrellas de LA Clippers apagaron a un Nickeil Alexander-Walker en llamas

Tras alternar victorias y derrotas por los últimos siete partidos, los LA Clippers , que venían de superar a Chicago, por fin consiguieron su segundo triunfo consecutivo, al imponerse a un batallador y joven New Orleans Pelicans por 111-106 . Con este resultado, los de Lue quedaron en la segunda posición del Oeste con marca de 8-4, mientras que los Pelicans cayeron a 4-6 con su cuarto revés en fila.

El encuentro tuvo a los Clippers en control desde que tomaron la delantera con un parcial de 33-15 en el segundo cuarto , de la mano de un encendido Paul George. Los locales supieron mantener la diferencia hasta el último cuarto, donde los Pelicans tenían guardado su último empuje para meterse en partido. Algo que hicieron gracias a la mano caliente de Nickeil Alexander-Walker y JJ Redick, llegando a dejar a los suyos a 4 tantos, restando 8 minutos.

Desde allí, sin embargo, las estrellas de Los Angeles dijeron presente: Kawhi Leonard sumó 12 puntos en el cuarto período y Paul George otros 8, para apagar la reacción de New Orleans y llegar a un cierre relativamente cómodo (la diferencia final de 5 fue algo mentirosa; no hubo sobresaltos).

Esta vez los Clippers no tuvieron demasiado apoyo de sus jugadores complementarios, al punto que ninguno de ellos superó los 12 puntos. Claro que con Leonard y George en semejante nivel, tampoco hicieron falta, al menos contra este rival: Kawhi terminó con 28 puntos, 9 asistencias y 6 rebotes, mientras que PG13 con 27 tantos, 6 rebotes y 6 asistencias.

¡NWA!

A toda la victoria de los Clippers hay que ponerle el asterisco de que los Pelicans no contaron con tres titulares: Lonzo Ball, Eric Bledsoe y Zion Williamson se perdieron el encuentro . Y aún así, la tarea de los de Stan Van Gundy fue más que digna, empujados por la tarea de sus piezas más jóvenes, más allá de un Brandon Ingram que fue de menor a mayor y acabó con 22 puntos en 38 minutos.

De todas maneras, la historia del juego para New Orleans pasó por la actuación del canadiense Nickeil Alexander-Walker . El primo de SGA salió como titular ante la baja de los dos bases y respondió de una manera extraordinaria: 37 puntos, 8 rebotes, 15-23 de campo y 5-8 en triples . Si la visita tuvo algún tipo de chances en el último cuarto, fue gracias a él.

Alexander-Walker no solamente estableció una máxima de carrera (era de 29), sino que poco menos que triplicó su máxima de la 2020-2021, ubicada en 14 unidades. Claro, en su favor hay que decir que no había superado los 26 minutos en esta campaña, algo que sí hizo esta noche (33).

A su vez, también hubo una buena contribución del novato Kira Lewis , quien sin Ball y Bledsoe, por fin logró entrar en la rotación (llevaba 13 minutos totales en la temporada). El ex Alabama jugó 16 minutos y ayudó a la causa visitante con 10 puntos y un 3-6 de cancha. Veremos si su buen rendimiento hace que Van Gundy tenga más confianza en el pick 13 del pasado Draft.

Otro joven de los Pelicans de buena tarea: Jaxson Hayes, quien si bien solo anotó 4 puntos, ayudó con 10 rebotes en 19 minutos, incluyendo 5 en el tablero ofensivo . Los Pelicans dominaron la batalla rebotera por 48-36, algo en lo que han sido consistentemente dominantes durante toda esta 2020-2021.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Jazz
La defensa, un problema sin solución para Denver
Juan Estevez
kareem abdul jabbar
Abdul-Jabbar y su activismo inspirado por MLK
Sergio Rabinal
celtics-starting-five-ftr.jpeg
El primer quinteto titular 100% de color de la NBA
Kyle Irving
nba-plain--62a67318-880d-4afc-909b-2bc5fdb7471e.jpeg
El legado eterno de Earl Lloyd
Scott Rafferty
bill-russell-player-coach-nbae-gettyimages
Bill Russell y su legado como exitoso entrenador
Gilbert McGregor
NBA1950
The Black Fives, la era de la integración racial en la NBA
Carlan Gay
Más noticias