San Antonio Spurs

Los jóvenes de San Antonio Spurs se anotaron una victoria ante Orlando Magic

En un partido de pretemporada con un final muy disputado, San Antonio Spurs acabó ganándole por 101-100 a Orlando Magic en Florida y celebró por segunda vez en esta preparación especial para los texanos en pleno proceso de recambio.

San Antonio tuvo una actuación muy buena de los jugadores de su rotación principal y así parecía tener el partido en el bolsillo en el tercer cuarto: se fue al último descanso del partido ganando por 81-64 y mantuvo esa diferencia de 17 puntos hasta cuando apenas restaban siete minutos de acción. Sin embargo el Magic, que utilizó una rotación un poco más similar a la que tendrá en la Fase Regular, apretó en el cierre contra los suplentes de los Spurs y llegó a empatar el partido en 98.

Los dos últimos minutos fueron accidentados para ambas ofensivas: Mo Bamba se transformó en una muralla para el ataque de los Spurs, pero del otro lado Orlando desaprovechó la chance de pasar al frente con Wendell Carter Jr. fallando dos tiros libres. Un triple de Keita Bates-Diop desniveló el encuentro para los visitantes y Orlando no logró aprovechar la última posesión para intentar ganar el partido: Bryn Forbes les arruinó esa chance con una buena defensa.

Más | Diana Taurasi fue votada por los fanáticos como la mejor jugadora de la historia de la WNBA

San Antonio se va de este partido con buenas sensaciones que quedan principalmente sobre tres jugadores que esta temporada ya no serán más los "jóvenes" sino que algunos de los protagonistas: Dejounte Murray, Keldon Johnson y Lonnie Walker.

Murray terminó como máximo anotador sumando 18 puntos (8-12 de campo), de los cuales 11 llegaron en el tercer cuarto. Ahí Dejounte enseño que puede ser el foco ofensivo del equipo, manteniendo la evolución en ese costado que comenzó el año pasado. Derrick White no fue el mejor compañero en la media cancha esta vez: noche floja para el de Colorado, de 7 puntos y 3 asistencias pero con 2-11 de campo.

Lo de Johnson y Walker también le debe haber sacado una sonrisa a Gregg Popovich, por como el primero se hizo cargo del ataque del equipo en un segundo cuarto en el que las cosas no salían (San Antonio lo perdió por 23-21) y el segundo fue un sexto hombre ideal esta vez, anotando, repartiendo el balón y haciendo algo que los Spurs necesitan: que se asome al aro. Johnson (¿el mejor jugador de San Antonio en esta pretemporada?) terminó con 12 puntos, 5 rebotes y 3 asistencias en 20 minutos, anotando un par de tiros en suspensión que tiene que afirmar en su repertorio habitual, mientras que Walker sumó 16 puntos y 5 asistencias en 20 minutos con 6-11 de campo.

Los más chicos también tuvieron lo suyo: el rookie Joshua Primo entró para los nueve minutos finales y volvió a demostrar su facilidad para anotar: 8 puntos con 3-5 de campo mediante triples y una flotadora. Devin Vassell, de segundo año, jugó un poco más y se va confirmando como el séptimo jugador de la rotación, liderando la segunda unidad junto a Walker: 9 puntos, 5 rebotes y 2 robos para él.

La defensa de los Spurs fue sólida, incluso utilizando la zona, pero ante un equipo como Orlando que no presenta un gran ataque la impresión que se puede sacar de eso es menor.

Para Orlando esto ya fue el primer paso de una temporada que estará enfocada en, por ejemplo, el desarrollo de Jalen Suggs. El armador novato alternó buenas y malas, terminando con 4 puntos y 4 asistencias y fallando en la bola del final, en la que perdió el balón al intentar atacar el aro para el doble de la victoria.

Mo Bamba aprobó con 16 puntos, 10 rebotes y 5 tapones, siendo la clave de la remontada del cierre. Al lado suyo estuvo Wendell Carter Jr. en el quinteto inicial, como un 4 abierto por momentos: 14 puntos, 7 rebotes y 3 asistencias con 1-2 en triples para el ex Chicago Bulls. Terrence Ross (máximo anotador del partido con 20 tantos) sigue siendo su carta más confiable para conseguir puntos y Gary Harris fue el otro jugador que completó el quinteto inicial.

No faltaron los highlights de Franz Wagner (8 puntos con 2-3 en triples y una asistencia deliciosa) y RJ Hampton (12 puntos, 8 rebotes y 3 asistencias) desde el banco en una segunda unidad en la que Cole Anthony funcionó como sexto hombre (8 puntos, 5 asistencias y 5 rebotes con 3-9 de campo).

Orlando jugará de nuevo el próximo miércoles, recibiendo a Boston Celtics, mientras que para los Spurs apenas queda un partido más: el viernes en su estadio contra Houston Rockets.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Morant
Memphis apagó el fuego de Paul George
Juan Estevez
McCollum
Festival ofensivo de Portland ante Phoenix
Juan Estevez
Luka Doncic (Dallas Mavericks), Scottie Barnes (Toronto Raptors)
Luka y Hardaway lideraron la reacción de Dallas
Juan Estevez
Duarte
Indiana trabajó extra para sumar su primer triunfo
Juan Estevez
Spencer Dinwiddie
Washington empieza a disfrutar la vuelta de Dinwiddie
Leandro Fernández
Scottie Barnes
Scottie Barnes y un inicio que ilusiona a Toronto
Leandro Fernández
Más noticias