NBA

Además de George Mikan, ¿qué otras figuras de los años 40 pueden aspirar al Top 75 de la NBA?

Como parte de su celebración por el 75° aniversario de la competencia, la NBA anunciará en octubre un listado de los 75 mejores jugadores de la historia de la liga. Y si bien en esa nómina hay nombres fijos que no pueden faltar, hay otros espacios que estarán en debate y merecerán un estudio mucho más fino de parte de los votantes.

Los primeros años de la NBA, en los 40, nos dio un nombre de ese primer grupo de infaltables como George Mikan y otros candidatos a los que encasillamos más en ese segundo orden de figuras a someter a debate. ¿Quiénes son esos jugadores que debutaron en los años cuarenta y podrían integrar el Top 75 junto a Mikan? Ponemos el foco en los nombres principales.

Más | George Mikan, el nombre que abrirá la lista de los 75 mejores jugadores de la historia

Dolph Schayes

De los cuatro nombres a repasar, Schayes es el que más cerca está del grupo de los infaltables. De hecho, es el único de los debutantes pre-1950 que ya integró el Top 50 histórico de 1996 junto a Mikan, aunque claro, el tiempo ha sumado a otros jugadores que pueden hacerlo retroceder algunos puestos y quizá no tener su lugar asegurado. De todas formas, el neoyorquino debería tener su nombre en la lista de octubre.

El curriculum de Schayes habla por si solo de la dimensión de jugador de la que hablamos. Fue All-Star en los primeros 12 años del evento, mientras que en esas 12 campañas también fue siempre elegido para alguno de los quintetos All-NBA (6 primeros, 6 segundos). De hecho, sus 12 apariciones en uno de los dos mejores quintetos solo son superadas por las 13 de Karl Malone, Kobe Bryant y Tim Duncan, las 15 de Kareem-Abdul Jabbar y las 16 de LeBron James. Ni leyendas como Bill Russell (11), Wilt Chamberlain (10) o Michael Jordan (11), entre tantas otras, llegaron a las 12 de Schayes.

¿Exitos colectivos? Jugó sus 16 años NBA con la misma franquicia (Syracuse Nationals, luego transformada en Philadelphia 76ers) y en todos ellos llegó a los Playoffs. En ese tramo, disputó tres Finales: como novato, los Nationals cayeron ante los Lakers de Mikan en 1950, equipo que también los venció en la definición de 1954, mientras que pudo conseguir su único anillo en 1955, venciendo a los Pistons por 4-3. En aquel entonces no se daba el MVP de las Finales, pero si así hubiera sido, sin dudas lo hubiera ganado (lideró esa serie en puntos y rebotes).

Como si todo esto fuera poco, el legado de Schayes también puede verse en el juego actual: es considerado uno de los primeros hombres grandes (2,04 metros y jugaba como ala pivote) que basaba su juego en el perímetro, destacando con su tiro de frente al aro y con su habilidad para driblear y penetrar. Si bien en ese entonces no existía la línea de tres, el 85% que lanzó en su carrera desde la línea de libres (iba allí constantemente) nos da una idea del calibre de tirador que representaba. Y no solo se quedaba en esa capacidad anotadora (18,5 puntos en 34,4 minutos en su carrera), sino que también era un experto rebotero (12,1 por juego) y excelente pasador para su posición (3,1 asistencias). Versatilidad absoluta.

El paso del tiempo y el no haber ganado ningún MVP (terminó tres veces en el Top 5 de la votación) podría jugarle una mala pasada con algún votante, pero lo cierto es que Schayes merece su reconocimiento, tal como lo tuvo en 1996.

Joe Fulks

El caso de Joe Fulks, un ala pivote bajo (1,96 metro) pero que destacaba por su increíble capacidad anotadora, es bastante más debatible que el de Schayes y de hecho, fue dejado de lado en el Top 50 de 1996.

Suele marcarse a George Mikan como la primera gran estrella de la liga, pero antes de la llegada del pivote en 1948, las primeras dos temporadas de acción habían puesto a Fulks como el nombre más relevante. De hecho, lideró la competencia en anotación en esas dos campañas, incluyendo un año inaugural en el que promedió 23,1 puntos para los Philadelphia Warriors, cuando nadie más pasó de los 16,8 tantos. Además, acompañó esa distinción individual con grandes resultados colectivos, coronándose campeón en 1947 y perdiendo las Finales en 1948.

Fulks es considerado uno de los pioneros del lanzamiento en salto en la historia de este deporte y durante un tiempo, tenía la distinción de ser visto como el mejor jugador ofensivo de la liga. Sus contras son dos: el pico de su carrera duró muy poco (solo tuvo cuatro campañas por arriba de los 15 puntos) y además era un anotador de bajos porcentajes (incluso comparándolo con sus contemporáneos).

La capacidad anotadora de Fulks en esos primeros años NBA (por entonces BAA) es indiscutible, pero su caso parece ser bastante menos sólido de cara al Top 75.

Bob Davies

Luego de hablar de dos ala pivotes, le llega el turno al mejor base de aquellos primeros pasos de la liga: Bob Davies, considerado un verdadero mago con el balón en sus manos y precursor de muchos de los movimientos que luego destacarían a Bob Cousy en los años 50.

Davies llegó a la competición ya con 29 años y disputó siete temporadas en la BAA/NBA, todas con los Rochester Royals (hoy Sacramento Kings). En ellas destacó como uno de los mejores asistidores del torneo, liderando en asistencias como novato, además de superar los 14 tantos de media en sus primeras cinco campañas. Durante sus primeros cuatro años en la liga, fue elegido como el mejor base del certamen, perdiendo ese honor recién en 1953 a manos de Cousy (quedó relegado al segundo quinteto All-NBA).

Con los Royals se dio además el gusto de ganar el campeonato en 1951, venciendo a los Knicks por 4-3, en una serie en la que brilló con 17 puntos y 5,3 asistencias de media. Recordemos que hablamos de una época sin reloj de tiro, en la que los marcadores muchas veces no llegaban a los 80 puntos, por lo que las estadísticas pueden parecer bajas en comparación con la actualidad, pero eran realmente destacadas para ese momento.

Davies se retiró como el noveno mejor anotador (14,3 por partido) entre los debutantes pre-1950 y el segundo mejor asistidor (4,9), pero parece difícil que vayamos a verlo en el Top 75 de octubre, sobre todo cuando tenemos en cuenta que no fue incluido en la lista de 1996 (sí apareció en el Top 12 que publicó la liga al momento de su 25° aniversario en 1971).

Ed Macauley

Cerramos el repaso con un nuevo hombre grande, Ed Macauley. El nacido en St. Louis era un anotador interior excelso, que promedió 18,3 puntos, 7,8 rebotes y 3,5 asistencias en sus primeras ocho campañas NBA, siendo elegido al All-Star Game en las primeras siete ediciones del evento (se llevó el MVP en 1951). Además, fue nombrado al primer quinteto All-NBA en 1951, 1952 y 1953 (cayó al segundo en 1954).

Macauley destacaba por su capacidad ofensiva, combinada con gran eficacia: lideró la liga en procentaje de campo en dos temporadas, aunque tenía como contra el hecho de no ser un gran defensor o rebotero.

El pivote es recordado como parte del traspaso que envió a Bill Russell a Boston, luego de ser drafteado por los Hawks, aunque en favor de Macauley hay que decir que tuvo su revancha en las Finales de 1958, ayudando a St. Louis a ganar el título sobre los Celtics de Russell, aunque ya con un rol menor (5,8 puntos y 6,3 rebotes en el cruce). También parece complicado que lo veamos en el Top 75.

Menciones honoríficas

  • Alex Groza tuvo dos primeros años que prometían disputarle el honor a George Mikan como mejor pivote y jugador de la liga (22,5 puntos, 10,7 rebotes y una eficacia de campo inusitada para la época), pero fue suspendido antes de su tercera campaña por arreglar partidos en su época NCAA y jamás volvió a jugar en la liga.
  • Vern Mikkelsen brilló durante 10 años en los Lakers, ganando cuatro campeonatos, participando de seis All-Star Games y siendo elegido a cuatro All-NBA. Era la pareja interior de Mikan, quedando algo opacado por la figura de este.
  • Max Zaslofsky fue uno de los mejores guardias anotadores de la liga, siendo elegido a cuatro quintetos All-NBA. Dos datos lo destacan: con 21 años, fue el jugador más joven en ser elegido All-NBA hasta que lo superó LeBron James en el 2006, mientras que el haber liderado la liga en anotación a los 22 años, lo dejó como el más joven hasta que lo pasó Kevin Durant en 2010.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Ish Smith
Ish Smith, el hombre récord
Juan Estevez
NBA Legends
Prediciendo la lista completa del Top 75
Juan Estevez
Cade Cunningham finished with 24 points in the Pistons win over the Knicks
Los rookies con más espacio para mostrarse
Agustín Aboy
finch-111420-ftr-getty
Finch y el objetivo de Minnesota: el play-in
Agustín Aboy
Sylvia Fowles has the Minnesota Lynx on the right track.
Sylvia Fowles: la mejor defensora de la WNBA
Agustín Aboy
durant, irving, harden
¿Cuál será el ataque más eficiente de la 2021-2022?
Juan Estevez
Más noticias